viernes, 1 de julio de 2011

Siempre Avanzar. ¿Retroceder? Jamás


El ambiente está caldeado, las protestas se suceden una tras otra, el malestar es general y ya es imposible negar que el movimiento y el momento en el que nos encontramos es imprecedente. Los medios se niegan a hablar de cifras, a tratar el tema con el debido respeto que se le merece un tema tan esencial como la educación. Muchos dicen que el movimiento está ideologizado, que esto no hubiera pasado si Piñera no estuviera en el poder... pero se equivocan. Esto se veía venir.
Un muy buen amigo mío me decía que todos los pueblos del mundo tienen cada veinte años una revolución, algo que cambia la forma en que los países se conforman, un cambio estructural, puede ser algo tan simple como elegir un presidente de color, hasta derrocar a un dictador, pero nosotros, como él mismo me decía, estamos acumulados. Tenemos la rabia de la dictadura, pero al llegar la democracia, esa rabia se guardó y nos quedamos acumulados. Ahora estamos explotando.
Estudiantes, profesores, ciudadanos comunes, rectores, administrativos... todos se han estado uniendo a la causa, por una mejor educación, por el fin del lucro (que CONSTITUCIONALMENTE ESTÁ PROHIBIDO), por el cambio que hemos estado esperando en 40 años aproximadamente (desde el golpe de estado del 73). Quizás sea el momento en que el gobierno se ponga las pilas y diga "hay que hacer algo", o si no, tendremos en nuestras manos una lucha que dividirá al país entre los gobernantes y el pueblo (lo cual está en bastante desventaja con menos de un 40% de apoyo).
El momento es ahora gente, tú, estudiante, profesional, profesor, lo que sea, sale a la calle ahora. Si no lo haces, estarás de su parte, y cuando llegue el momento del triunfo y los cambios, perderás todo y reclamarás porque no serás considerado, por no haber luchado, no podrás reclamar si no te gusta algo. Si quieres que algo se mantenga o algo cambie, sal a la calle, se parte del cambio, del movimiento, de las cosas importantes que se están haciendo. Este llamado no lo hago desde la ideología, lo hago desde la experiencia y de mi corazón y mi mente, que está cansada de vivir en uno de los países más injustos y desiguales del mundo.
Se viene algo grande amigos, no se resten, porque después no podrán participar.


RECORDAR (CLICK PARA MAS INFO)