sábado, 25 de agosto de 2012

100 Días de Terror - Nº 33: X (1963)

Verlo Todo, por Jaime Grijalba.
Hay algo en esta película dirigida por Roger Corman que no se encuentra en sus otras cintas, un cierto horror y dolor de nuestro protagonista principal que es prácticamente inmesurable cuando es comparado, y el horror que se traspasa a nosotros es muchas veces superior al que sentimos cuando vemos sus películas del Ciclo Corman-Poe. Una de las razones principales es, tal vez, su posicionamiento en una época cercana a la nuestra, con avances científicos y elementos similares a la ciencia ficción, lo cual nos entrega una cuota de inmediatez y posibilidad del oscuro avance de las ciencias hacia elementos y momentos que son completamente perjudiciales para el ser humano, como ocurre en este caso con las gotitas en solución acuosa que crea nuestro científico protagonista para poder tener visión de rayos X. Hay un terror en sus ojos a medida que tiene las revelaciones que se le van apareciendo, viendo a través de paredes, techos, ropas, cada vez aumentando más y más sus capacidades, logrando ver lo que no quiere ver, algo que está más allá de su comprensión, y es con esa revelación final que nuestro protagonista queda ciego, con algo tan lleno de miedo, tan horroroso, pero tan comprensible, que resulta ser inaguantable, algo de verdad lleno de terror en cuanto a la forma en que mira y abre su boca de manera exagerada al ver al infinito.
8/10