viernes, 18 de febrero de 2011

10 Días de Oscar - #1 - 127 Hours (2010)

Hoy parten los diez días de Oscar, con críticas extensas de las 10 películas nominadas a Mejor Película en los Oscar del año 2011. Algunas ya han recibido algun tratamiento individual o en la lista de las mejores del año, así que atentos por si ciertos elementos se repiten.

127 Hours (Danny Boyle)
Empezamos la temporada de Oscar en Exodus8:2 con una de las películas más esperadas por mi de todo el año 2010 (y que lamentablemente no pude ver hasta enero del 2011), y que también se encontraba en ese tiempo como una candidata segura al Oscar. Con el correr del año, su fuerza fue perdiéndose y ya a semanas de las nominaciones definitivas se creía que ya no tenía opción alguna. Pero miren, aquí está y me alegra poder escribir una crítica a profundidad sobre esta película que siendo bastante honestos tiene pocas posibilidades de ganar algo.
Esta es una película basada en hechos reales, así que quienes conocen la historia de Aaron Ralston pueden saber en qué termina su terrible periplo, pero sin lugar a dudas se sorprenderán ante las cosas que logramos saber acerca del personaje y que no se encuentran en tu periódico normal y corriente. Lo que quiero decir es que si sabes qué es lo que va a pasar al final de la película, no creas que no vale la pena verla en su totalidad, porque de verdad es una de las mejores experiencias visuales que puedes llegar a tener, ya sea en el cine o en la comodidad de tu casa.
Cuando hice mi lista de las mejores 20 películas del 2010, de verdad lamenté el haber visto esta película después del periodo que me auto impuse para ver películas del año, porque fácilmente habría quedado en el tramo 11-20 que hice en Wonders in the Dark. Pero, ¿qué fue lo que me produjo tanta satisfacción al ver esta película que me hace alabarla tanto? Bueno, antes de eso, volvamos a lo básico y simple... de qué se trata o de qué habla la película.
"127 Hours" cuenta la historia de Aaron Ralston, un joven con un trabajo normal y que en los fines de semana se divierte realizando excursiones extremas a diversos lugares, lo vemos comprando el equipamiento necesario y simplemente parte sin avisarle a nadie, incluso dejando sin contestar los llamados de su madre. Lo vemos como un hombre decidido y que tiene experiencia, después de todo, formó parte de un equipo de rescate hace algún tiempo. Ya desde el viaje en auto que realiza Aaron podemos ver cómo el estilo del director Danny Boyle salpica las imágenes con una cámara en movimiento constante, una edición dinámica y una fotografía estrafalaria a la vez que mareante y reconfortante.
Aaron Ralston, interpretado magistralmente por James "Quiero ser como él cuando grande" Franco, llega a un cañón en Utah donde conoce a un par de mujeres que lo invitan a una fiesta a la cual nunca llegará, porque él cometerá el error de su vida cuando quede con su brazo apretado entre una roca y una pared del cañón, sin posibilidad alguna de salir sin tener que pagar un precio muy alto a cambio (obviamente me refiero a su brazo).
Entonces, en resumen, contamos con una película que durante la mayor parte de su extensión vemos a un hombre atrapado consigo mismo. Con una cámara de mano, graba mensajes para su familia, mientras lo vemos recurrir a diversas técnicas para poder sobrevivir unas horas más, tomando su propia orina, muriéndose de hambre, quejándose y, lo más interesante de todo, alucinaciones causada por el deprivamiento de estímulos auditivos/visuales (los cuales resultan exacerbados cuando son reales) y la falta de alimentos y bebida.
Las representaciones visuales de las alucinaciones de Aaron Ralston resultan ser realmente lo más impresionante de la película, además de la increíble actuación de James Franco, que resalta de sobremanera en la sección que todos gustan llamar "Buenos Días América", en la cual el personaje hace de entrevistado y entrevistador en un ficticio programa matinal en el cual evidencia lo peligroso de su situación a la vez que burlarse de su propia estupidez al no contarle a nadie dónde iba antes de partir, signo claro de que va a morir antes de que alguien lo empiece a buscar. Esa es fácilmente la escena mejor editada y actuada de todo el año. Una pequeña perla.
Volviendo a las alucinaciones, entre las cuales se cuenta la de estar ahogado, su hermana, su futuro y muchas otras cosas, se encuentran entre los espectáculos visuales mejor logrados. Simplemente la edición aquí es sublime, los momentos grabados con distintas cámaras, los efectos luminosos, la saturación de colores, el movimiento dentro de la quietud que hace que esta película no se vuelva monótona. El uso de pantalla dividida (hasta en tres o cuatro partes) recuerda a los mejores momentos de Brian De Palma ("Carrie"-1976, "Blow Out"-1981), ya que son acompañados de movimientos de cámara y colores bellísimos que recuerdan a las mejores escenas de esas películas.
A.R. Rahman, quien también compuso la banda sonora para la anterior película de Danny Boyle, "Slumdog Millionaire" (2008), nuevamente realiza un trabajo espléndido, incluyendo la canción "If I rise", que suena en uno de los momentos más emotivos de la cinta, cuando vemos visiones que creemos del pasado, pero que son completamente ficticias, o tal vez premonitorias. Lo único que puedo achacarle a todo el aspecto sonoro es en la última escena, en la cual suena una bellísima canción y que me hizo pensar que estaba escuchando una de las mejores partituras del año, sólo para averiguar que se trataba de una canción del grupo Sigur Ros. Desilusión.
Finalmente, tenemos ante nosotros otro éxito más para Danny Boyle y una actuación realmente impresionante de James Franco. Nominada a seis Oscar, lamentablemente sólo ganará uno en la categoría a la Mejor Canción por "If I Rise".
9/10



Perry Moore (1972 - 2011)
Escritor y productor, murió aparentemente de una sobredosis. Aseguró los derechos de las películas de Las Crónicas de Narnia, siendo su única incursión cinematográfica la de producir ejecutivamente las tres versiones que han salido de la historia de C.S. Lewis hasta ahora, además de un cortometraje documental de Maurice Sendak y un largometraje llamado "Lake City" (2008). Que descanse en paz.

6 comentarios:

Panchita dijo...

De todas maneras la actuación de Franco es memorable. Como te decía, hay un antes y un después en la película luego del Good Morning America. Mientras veía la película, pensaba que en cualquier momento me iba a aburrir, porq facilmente se podía caer en la monotonía. Creo que fueron ciertas tomas, ciertos momentos exactos que hacen de esta película todo menos monotona. Me encantó. Aún así, hay mejores candidatas para ganarse el Oscar.

Jaime Grijalba dijo...

Pancha: Por supuesto que hay mejores candidatas para el Oscar. Al menos, hay tres mejores.

Caco Suzuki dijo...

Ha! Concuerdo en todo contigo James! Nada que agregar. Gran actuación (a mi me sigue gustando más Colin Firth, pero bueh)y en especial en la escena de Good Morning America (Ooops!)

Boyle imprime un ritmo infernal a la película para que 1 hr de alguien atrapado no sea monotono. Coincido con tu calificación 9/10

Jaime Grijalba dijo...

Caco: Cuando veas a Javier Bardem en Biutiful, te darás cuenta que los dos se quedan atrás.

Sam Juliano dijo...

So I guess this means that 127 HOURS is now your #1 film of this past year, a fact that wa sreached only after you saw it late. I agree with so much of what you say here, and likewise that for it's half-dozen nods, it will only win (or CAN only win) for the song. I did love Rahmann's pulsating music for SLUMDOG MILLIONAIRE, though there's so much more here is this visceral film, including Franco's best career performance. Impassioned essay!

Jaime Grijalba dijo...

Sam: No, Sam, the numbers mean the order of the 10 Days of Oscar, being this the first one in the countdown!
Well, I can guess you can get a bit confused with it, so my bad.
And I agree, it is James Franco's best performance!